EL GRAN COLOMBIANO.


Por: Omar Orlando Tovar Troches –ottroz69@gmail.com-
ALVARO URIBE ELEGIDO COMO EL GRAN COLOMBIANO. “Tras más de dos meses de convocatoria por parte de History Channel, y con el 30,3 por ciento de la votación, Álvaro Uribe Vélez fue elegido por los colombianos como el personaje más representativo de la historia del país.” ( http://www.elcolombiano.com/, COLPRENSA | PUBLICADO EL 23 DE JUNIO DE 2013).

Alvaro Uribe - el gran Colombiano

Foto cortesía de www.kienyke.com

Hasta ahí; otra perla más de este inmenso Macondo en el que vivimos. No se podía esperar nada distinto de los espectadores de un canal dizque de historia, que transmite horas y horas de seudo-documentales de Nazis, historias de casas de empeño, conspiraciones de extraterrestres, de personas con serios problemas de compulsión por la chatarra, que nada tienen que ver con el rigor de la narración objetiva de los sucesos que acontecieron y acontecen en el mundo incluida esta Colombia nuestra.

History Chanel es una más de las compañías de entretenimiento, ojo: Entretenimiento, de Hearst Corporation dueña de revistas tan profundas como; Harper’s Bazaar, Cosmopolitan, Marie Claire y ELLE. Reitero; nada más se podía esperar de una consulta en medios tan “científicos”. Pero eso ya es historia pasada.

Lo que no está en el pasado, es el fastidio que producen las tácticas de enredo que practica el huérfano de poder y hoy H.S. de la República por el partido C.D.; Don Álvaro Uribe Vélez. Imbuidos, como están Él y sus correligionarios, en la programación de History Channel, han emprendido la desesperada tarea de hacer pasar por cierto, todo lo que a sus delirantes y vengativos cerebros se les ha ocurrido.

Uribe Vélez, como sumo sacerdote del C.D., ha apelado a sus guionistas de cabecera; Gaviria Vélez y Londoño Hoyos, para que inspirados en la enaltecedora programación del canal en mención, le den rienda suelta a sus delirios de poder. La nueva pareja de guionistas, en franca competencia con la también exitosa pareja cineasta Dago García-Salamanca, ha dado a conocer un relato de conspiración con el título de “Persecución Política”. Esta obra narra en tono paranoico; los temores que sienten los miembros del C.D. de ser abducidos por la alienígena justicia Colombiana, en el libreto se cambió la famosa Área 51 por la tenebrosa “Casa de Nari”.

Los talentosos guionistas Gaviria-Londoño, acudiendo nuevamente a las series de alienígenas, dan a conocer otro alucinante episodio digno de History Channel; “Justicia sin Impunidad”, en el que se cuenta la historia de un personaje mesiánico que acude a sus dotes de culebrero para hipnotizar a la población, sobre todo la que voto por él, para hacerle creer que; durante su mandato no hubo impunidad y que sus copartidarios fueron unos ángeles que nada hicieron y que merecen el paraíso de Miami o Panamá.

Inspirados en la serie del Canal History Channel llamada “Cazadores de Tesoros”, el disparatado director de ficción y sus guionistas estrellas, pretenden en un muy intrincado libreto, contar las vivaces aventuras de los inquietos y arriesgados emprendedores; Tomás y Jerónimo, durante su travesía de tiernos jóvenes hijos de un pobre hacendado paisa, a exitosísimos dueños de zona franca y empresarios del reciclaje; unos auténticos Cazadores de Tesoros.

Siguiendo con el éxito de trabajos anteriores, Centro Democrático Films, nos presentó en días recientes su última producción: “Resistencia Civil”. Sólo se conocen los avances y algunas críticas de los medios.

Si bien es cierto que los derechos a opinar y al disenso son los pilares de cualquier democracia, también es cierto que bajo las complicadas situaciones de violencia que aún azotan al pueblo colombiano, es como mínimo irresponsable, por darle un suave calificativo, la actitud que ha asumido el Centro Democrático y otros delirantes colombianos, de oponerse a la salida negociada del Conflicto Armado que hemos padecido por tanto tiempo. Es una mentira decir que ellos no se oponen a este proceso, cuando llaman a una RESISTENCIA CIVIL que, para nadie es un secreto, terminaría legitimando a las BACRIM y demás reductos del malogrado proceso con el paramilitarismo en su RESISTENCIA ARMADA a cualquier proceso de Paz.

¡Tu opinión es importante!